Falla: El corregidor y la molinera

María Mezcle y Compañía de Danza Española Aída Gómez. OSCyL, Gordan Nikolic.
23 y 24 de Febrero de 2017

falla-el-corregidor-y-la-molinera

Un molinero vive en su molino en amor y en compañía de su esposa, la linda molinera, a quien adora y quien le corresponde a pesar de ser él corvado y nada hermoso. Un noble señor, depositario del pósito en el romance, corregidor en la novela, se enamora de la molinera y, con engaños, aleja durante la noche al esposo para poder lograr satisfacción de su pecaminoso deseo. La trampa del enamorado y la venganza del marido que, ofendido, quiere vengar su agravio agraviando a su vez al ofensor, forman el asunto del romance en el que todos los malos propósitos se logran, y de la novela, en la cual el agudo ingenio de Alarcón los frusta todos y hace triunfar la moral sin quitar al asunto nada de su graciosa picardía. Los autores de esta farsa mímica han seguido más de cerca la versión de Alarcón que la del viejo y desenfadado romance, y han dispuesto el asunto en dos cuadros. (María Martínez Sierra, documento mecanografiado, Archivo Manuel de Falla)

El corregidor y la molinera es la pantomima que Manuel de Falla estaba componiendo a partir de una obra teatral de Martínez Sierra, basada en la famosa novela de Pedro Antonio de Alarcón, inspirada a su vez en el viejo romance El molinero de Arcos, cuando, fascinado por la actuación de los Ballets Rusos de Diaghilev en su debut español en Madrid, en 1916, aceptó el encargo que éste le hizo para convertirla en lo que sería El sombrero de tres picos que, con Ansermet dirigiendo, decorados de Picasso y esos legendarios Ballets Rusos con Leonid Massine como coreógrafo y bailarín principal, causarían sensación en Julio de 1919 en Londres y catapultarían al compositor a la fama mundial.

Continuar leyendo