Bartok: Suite de El mandarin maravilloso

OSCyL, Josep Pons
19 y 20 de Enero de 2017

el-mandarin-maravilloso

Bartók compuso el ballet El mandarín milagroso en 1918-1919, lo orquestó en 1923, y llamó suite a sus primeras seis secciones en 1927. Ernö Dohnányi dirigió esta suite en Budapest el 15 de octubre de 1928. Incorporando a una visión sombría y modernista las influencias folklóricas que saldrían a la palestra más tarde en la obra de Bartók, está escrita para una gran orquesta que incluye triples vientos, cuatro percusionistas, celesta y piano. Calificada como pantomima, es de una longitud inusual para una presentación escénica, un largo pero único acto. Pero una mayor duración habría diluido tanto la visceral música como su apasionante erotismo. Atiéndase a la trama:

Continuar leyendo

Anuncios