Demasiadas estampas en un concierto sólo regular

oscyl-programa-17-15-16

Quizás es porque la OSCyL pareció poco trabajada, como en el anterior concierto con Lopez-Cobos, y no sonó siempre con la claridad y brillantez que requieren las piezas que componían el programa, o quizás es que la obra que presentaba Palomo, que estaba resultando magnífica, acabó haciéndose muy larga y agotó el cupo de estampas y bailes, o puede que el programa ya reuniese demasiadas, pero lo cierto es que ni siquiera la Orgia de las Danzas fantásticas de Turina ni el Malambo de la Estancia de Ginastera lograron impresionarme como es debido.

Continuar leyendo

Anuncios