Zimmermann: Concierto para trompeta

Manuel Blanco Gómez-Limón. OSCyL, Josep Pons.
13 y 14 de Diciembre de 2018

El pasado 20 de marzo se celebró el centenario del nacimiento de Bernd Alois Zimmermann. Por esta razón, en todo el mundo se han programado muchas de sus obras, incluida una de las más famosas, el Concierto para trompeta y orquesta en Do mayor, Nobody knows de trouble I see”.

Originalmente, la Norddeutscher Rundfunk encargó a Zimmermann que compusiera un concierto para piano. Sin embargo, atendiendo a los innumerables conciertos para piano existentes, Zimmermann pudo convencerles de cambiar por la trompeta, un instrumento muy olvidado como solista, y hacer así más probable que la obra fuese interpretada más a menudo. Años antes ya había bosquejado un concierto de trompeta, que completó tras el encargo.  El concierto fue estrenado el 11 de octubre de 1955 en el Studio X de Hamburgo por la Sinfonieorchester des Norddeutschen Rundfunks y el trompetista Adolf Scherbaum bajo la dirección de Ernest Bour. En el momento de ese estreno mundial, el título de la obra era ”Darkey’s darkness”.  Pero, pasado un tiempo,  al descubrir Zimmerman que la palabra “Darkey” se aplicaba peyorativamente a las personas de color, que cambió el título de su obra por “Nobody knows de trouble I see en referencia al espiritual que se emplea en la composición como cantus firmus.

Ese conocido espiritual es en el núcleo del concierto, que tiene una estructura similar a la de un preludio coral. Aparte de esta variante moderno de cantus firmus, Zimmermann también utiliza elementos de jazz y una escala de doce tonos como base para la composición. La escala dodecafónica aparece con frecuencia en las obras de Zimmermann: también se usa en su Concierto para oboe, en la música para la película “Methamorphose”, y en el ballet Alagoana. Fusionando estos tres principios formales, Zimmermann deseaba mostrar una especie de conexión fraternal de la música en respuesta a las realidades políticas de su tiempo. Habiendo sido soldado en el régimen nacionalsocialista, durante la composición de la obra aumentó la concienciación de Zimmermann sobre la lucha de las personas de color en los Estados Unidos por  lograr la igualdad y superar la endémica discriminación racial, honrando tal lucha en la ortografía del título: En vez de “the”, Zimmermann emplea la ortografía basada en el sonido de la palabra tal como se transmitió a través de la tradición oral, “de”.

schott-music.com

-♦-

“Reúne todo lo necesario en una auténtica figura mundial de la trompeta: una calidad excepcional, talento, dedicación, clase de gran artista y una depuradísima técnica” (José María Ortí)

Trompeta principal de la Orquesta Nacional de España (ONE) desde 2006, el mayor logro internacional de Manuel Blanco Gómez-Limón (Daimiel, 1985) llegó en 2011 cuando ganó el prestigioso premio de la ARD de Múnich, organizado por la Radiotelevisión Pública de Baviera, obteniendo la nota más alta de esta competición. Hasta entonces, este certamen sólo había premiado a otros dos trompetistas, uno de ellos, el mítico Maurice André. El pasado año grabó su primer disco para Decca, del que es pieza fundamental el dificilísimo Concierto para trompeta de Zimmermann.

Puedes dejar tu comentario aquí:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s