Dvorak: Serenata parta vientos

OSCyL, Andrew Gourlay
22 y 23 de Marzo de 2018

En mayo de 1879, Johannes Brahms escribió al célebre violinista Joseph Joachim, “Eche un vistazo a la Serenata para instrumentos de viento de Dvorak. Espero que la disfrute tanto como yo … No es fácil tener una impresión más deliciosa y refrescante de un talento creativo tan verdaderamente rico y encantador. Haga que se ao toquen; ¡Estoy seguro de que será un placer para los vientos! “

En muchos sentidos, fue Brahms quien abrió fundamentalmente las puertas a la carrera de Dvorák, ayudando al joven compositor checo a obtener su primer contrato editorial. Junto con Brahms y Tchaikovsky, Dvorák ayudaría a revivir la forma de la serenata, una composición típicamente apacible y alegre que acompañaba una ocasión o función particular, o hecha en honor de alguien. El género alcanzó su apogeo durante el siglo XVIII con obras de Mozart y Beethoven, pero parecía despertar poco interés para los primeros románticos.

Dvorák compuso dos serenatas, una para cuerdas (1875) y otra para vientos, y ambas son ejemplos de su notable precoz madurez. Escrita durante un período su vida particularmente prolífico, la Serenata para vientos (apoyados por violonchelo y contrabajo) fue compuesta en sólo  dos semanas en Enero de 1878 y honra al querido espíritu de Mozart aunque teniendo el sabor distintivo del nacionalismo checo y la música folclórica.

En la tradición del siglo XVIII, las serenatas se interpretaban en escenarios informales, a menudo al aire libre, como música de fondo para reuniones sociales. Pero Dvorák quería que su obra fuera escuchada en el contexto de un concierto, donde la gente escuchaba, no hablaba mientras sonaba la música. Dicho esto, la música es de hecho encantadora y genial (llena de lo que Dvorák llamó “la luz del sol” de Mozart), con distintos estados de ánimo articulados en sus cuatro movimientos.

Comienza con una vibrante marcha [Moderato, quasi marcia], un tanto satírica en su pompa, que recuerda los patrones rítmicos de las famosas bandas de viento de la aldea checa, las llamadas “Harmoniemusik”. Podemos fácilmente imaginar a los músicos desfilando hacia el jardín para tocar en la fiesta.

Aunque el segundo movimiento [Minuetto. Tempo di minuetto; 4:10] está etiquetado como minueto, es más exactamente un  Soudeská, un “baile de vecinos” checo, elegante y cadencioso. El tempo aumenta considerablemente durante el trío [6:16], recordando el furiant, una danza folklórica que emplea el ritmo uno-dos-tres, uno-dos-tres, uno-dos, uno-dos, ritmo que Dvorák usó a menudo en sus obras.

El clarinete y el oboe lideran el tercer movimiento [Andante con moto; 10:10], como si cantaran una tierna melodía entre ellos, acompañados por rítmicas trompas. La música es un homenaje bellamente lírico al movimiento lento de la Gran Partita de Mozart.

El festivo cuarto movimiento [Finale. Allegro molto; 18:03] empieza con una especie de sencilla polca que experimenta luego un desarrollo sofisticado. El tema inicial se repite sucesivamente, con nuevo material en cada retorno, hasta que escuchamos una vez más la marcha del primer movimiento [21:46], justo antes de la última y animada aparición de la polka.

Esta deliciosa obra de Dvorák fue recibida entusiastamente por público y crítica. El director y compositor alemán, Hermann Krigar (1819 – 1880) escribió: “Qué magnífica expresión artística, qué melodías más convincentes y qué conmovedoras progresiones armónicas ha dispuesto el compositor”. Hoy se mantiene entre las obras más admiradas en el repertorio de viento.

Tom Wachunas

Anuncios

Puedes dejar tu comentario aquí:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s