Brahms: Sinfonía nº 4

Brahms

Aunque su catálogo enumera sólo cuatro sinfonías, Brahms escribió otras obras cercanas a ese género: Su Primer Concierto para piano lo planeó de hecho como una sinfonía, y al segundo (que es en cuatro movimientos) se le ha llamado una sinfonía con piano obbligato. Aunque la segunda y tercera sinfonías fueron presentadas en Viena, Brahms decidió probar su Cuarta Sinfonía fuera de la ciudad. Él mismo dirigió el estreno (en octubre de 1885) con la Orquesta de la Corte de Meiningen, y el público se mostró entusiasmado. Viena no fue tan receptiva cuando la obra se presentó allí un par de meses más tarde. El hecho es que, apenas diez años después de estrenar su primera sinfonía, Brahms había escrito la última. Dos años más tarde llegaba el Doble Concierto, cuyas dos partes para solistas (violín y violonchelo) nos recuerdan la vieja forma de sinfonía concertante, pero sinfonías no habría más.

Continuar leyendo

Anuncios